El Club de Esgrima ‘Espadas Colgadas’ se afianza en su segundo año de vida

 

 

Esta temporada, su segunda como club oficial, han logrado entrar en el plan de Escuelas Municipales del Ayuntamiento. Un paso adelante del club para darse a conocer. “Las Escuelas teníamos que cogerlas. Que la gente nos viera, aùn con las condiciones que fueran” cuenta Gaby. Enseguida, Iñaki remarca esa frase. “El club se hace cargo de la inmensa mayoría, pone el material, técnicos… Lo único que nos ceden es el espacio. Lo que pagan los alumnos va directo al Ayuntamiento, el club no recibe nada”. Así pues, la creación de unas Escuelas Municipales obedece a un plan de expansión, más que económico. Asegurar el club en su futuro desde los más pequeños, para que el ‘Espadas Colgadas’ siga vivo durante muchos años, ya que, como Gaby nos cuenta, “se supone que el día de mañana los niños que sigan haciendo esgrima irán a nuestro club, esa es la mejor contraprestación que podemos tener”.

El interés que suscita el esgrima es notorio. 40 chicos se apuntaron a las Escuelas Municipales, entre 6 y 13 años, aunque esperan disminuir la edad en próximos años. A pesar de que dichas escuelas son prácticamente autofinanciadas, Iñaki quiere remarcar que “aún no hemos pagado nada, todavía no ha llegado el día de pagar”. Pero sí han tenido que realizar otros gastos, como puede ser en material, ya que al incluir esta sección “infantil” han tenido que comprar otros materiales, como espadas de gomaespuma, que han supuesto un gasto extra en el presupuesto del club.

Otro aspecto que ha cambiado en el segundo año de vida del ‘Espadas Colgadas’ ha sido su lugar de entrenamiento. Nacieron al amparo de la Universidad, pero ya han encontrado un lugar más acorde a sus necesidades, aunque todavía es mejorable. Se encuentran en el pasillo de la entrada superior del Pabellón ‘San Fernando’. Por las características de su deporte, se necesita un lugar alargado más que amplio, por lo que dicho pasillo cubre ciertas necesidades, aunque echan en falta un aspecto muy importante, como es el espejo, para tratar de corregir sus posiciones y movimientos.

No es el único problema. Gaby nos cuenta que “las medidas son buenas, aunque el suelo escurre”. Pero también tiene sus ventajas. “No nos molesta nadie. Si queremos hacer horas, pues no tenemos conflictos con otros deportes” cuenta Iñaki. Además, los tres componentes del esgrima se alegraban de encontrarse dentro del engranaje deportivo de la ciudad, ya que en el Pabellón ‘San Fernando’ se juntan con otros deportes, como puede ser el voleibol.

Deportivamente hablando, el crecimiento ha sido tremendo. El primer año se hicieron unas 40 licencias para competir, pero esta temporada se ha doblado. Hasta 80 tiradores cuentan en el ‘Espadas Colgadas’, lo que les sitúa como el segundo club de Castilla – La Mancha con más componentes. “Solo hay un equipo con más licencias que nosotros, y porque llevan quince años” afirma Gaby. Aún así, son ambiciosos y esperan aumentar la cantidad un poco más, ya que se han fijado en 100 el número perfecto para el club.

En estos momentos, Gaby abandonó la conversación, ya que su compromiso con la Escuela Municipal le hacía imposible continuar en la conversación. Iñaki y Amparo aprovecharon su salida para decirnos que “Gaby es el culpable de que esto funcione”. Un piropo en toda regla, aunque cierto que merecido. Gaby ha sido campeón de España en diferentes ocasiones y es maestro de esgrima, la máxima cualificación en este deporte. Él especializó el club, ya que en un principio eran Marcos Fernández y José Ponce quienes hacían los entrenamientos, aunque el conjunto conquense no contaba con un experto como Gaby. “Su llegada es otra cosa. Te enseña las técnicas” afirma Amparo. Finalmente, tanto Iñaki como Amparo concluyen. “Tenemos mucha suerte de tenerle a él como entrenador”.

Los tiradores del ‘Espadas Colgadas’ siguen entrenando dos días, pero ahora “se aprovechan más las dos horas” cuenta Iñaki. En un principio, se debía aprender a mecanizar y sincronizar los movimientos, pero tras un año de experiencia, ahora dedican más tiempo a mejorar la técnica. Y lo están notando en resultados. A los torneos que acuden, lo normal es que todos los tiradores pasen la ronda de poules, e incluso llegan a la fase final del torneo en alguna ocasión, especialmente Amparo, que ha “malacostumbrado” al club y raro es el torneo regional en el que no finaliza en podio. Entre risas, Iñaki nos cuenta uno de los secretos de vestuario. “Cuando acudíamos a algún torneo, Gaby siempre nos decía que miráramos a nuestros rivales para ver quién es el ‘pardillo’. Si no lo encuentras, es que el pardillo eres tú”. Es evidente que a estas alturas, los miembros del ‘Espadas Colgadas’ han dejado de serlo para ser unos rivales muy peligrosos y complicados.

Tan buena es su mejora que este año ya se han atrevido a competir en torneos nacionales. Consiguieron buenos resultados en San Sebastián, Logroño y Valladolid, y para el próximo 25 de mayo viajarán a Barcelona. “Nosotros somos un club de los que está despuntando. Ya nos atrevemos a salir fuera de la región” cuenta orgulloso Iñaki. Ya se han enfrentado con los mejores tiradores de España, incluyendo a componentes a nivel nacional. Sobre todo Amparo García. “Contra gente de ese nivel es de quien más aprendes” afirma la tiradora. Su salto a nivel nacional obliga a realizar mayores gastos, ya que en esa clase de torneos se requiere llevar un árbitro, aunque en el club han formado a varias personas para que ejerzan esa labor y así ahorrar gastos. Y es el club se autofinancia, ya que en las juntas aprobaron un mínimo de cuotas para gasolinas y demás, pero los gastos que falten los pagan los propios deportistas.

Ahora en el club están pendientes de organizar su segunda prueba del ranking regional. Ya celebraron una en Huete, pero para el 24 de mayo celebrarán otra en Cuenca, en el Pabellón ‘Luis Yufera’, tanto de sable como espada. Más adelante, tocará preparar el Campeonato de España, en el que tendrán problemas para elegir a los 9 niños que pueden acudir, ya que la afluencia de gente que tienen es tan grande que la cifra se les hace corta.

En apenas año y medio, el ‘Espadas Colgadas’ se ha hecho un hueco a lo grande en el panorama deportivo conquense. Han venido para quedarse. Y bien que lo agradecemos los aficionados al deporte conquense.

 

Fuente: eldeporteconquense.es

 
Está aquí: Home Noticias El Club de Esgrima ‘Espadas Colgadas’ se afianza en su segundo año de vida